Modalidad de aprendizaje híbrido cuyo equilibrio entre el espacio en aula y el trabajo en línea permite combinar estilos  y modelos de aprendizaje donde cada participante genera, aporta y propone formas de aprendizaje multidireccional.

L@s participantes comprendan las características del enfoque relacional que sustenta al análisis de redes sociales como estrategia metodológica para el análisis de diversos problemas sociales.